Destapan al verdadero autor de “la caída del sistema” en 1988 (VÍDEO)

fernandez de cevallos

Tres años después de la controvertida elección presidencial, los diputados del PRI y el PAN aprobaron la incineración de las boletas electorales de 1988


Durante años se ha señalado a Manuel Bartlett por haber dicho que se cayó el sistema en la elección de 1988, a lo que él ha respondido que fue una mentira inventada por Diego Fernández de Cevallos.

bartlett

Pocos le creyeron, sin embargo, en redes sociales circula un vídeo de la noche del 6 de julio de 1988, en el cual se aprecia a Fernández de Cevallos durante una sesión de la entonces Comisión Federal Electoral (CFE) denunciar que se “calló el sistema”, pero no del verbo caer, sino de callar.

“Se nos informa, en el Comité Técnico de Vigilancia del Registro Nacional de Electores, que se calló la computadora. Afortunadamente no del verbo caerse sino del verbo callarse y ojalá que se pudieran hacer las mejores gestiones para que vuelva a trabajar, porque de lo contrario sí se está afectando gravemente la información”.

Historia del presunto fraude

Aquella elección presidencial fue la primera donde se empleó un sistema de resultados preliminares, pero no era como lo conocemos ahora; los resultados de los distritos electorales eran informados vía telefónica a la CFE, la cual era presidida por Bartlett, entonces secretario de Gobernación y era plasmada en papel por un grupo de secretarias.

fernandez de cevallos y salinas

Bartlett recibía la información y la compartía con los representantes de los partidos, sin embargo, en un lapso dejó de compartir información, presuntamente porque las líneas se habían saturado y fue ahí que Fernández de Cevallos pronunció la famosa frase que ha perseguido por años al actual senador del PT.

En varias entrevistas Bartlett ha insistido en que el sistema que dejó de funcionar fue el telefónico, pero el cómputo (conteo de actas), nunca se detuvo en los distintos distritos del país, sin embargo, ha indicado que no le consta que Salinas de Gortari hubiera ganado la elección, pues nunca tuvo acceso a las actas o los paquetes electorales.

Tres años después de la controvertida elección presidencial, los diputados del PRI y el PAN aprobaron la incineración de las boletas electorales de 1988, pues los resultados ya habían quedado asentados en las actas, las cuales se encuentra en el Archivo General de la Nación.

Con Información de Reporte Índigo