Enormes filas para renunciar a la Iglesia Católica en Argentina

Lo que comenzó como una iniciativa en Facebook ha congregado a miles.


El día de ayer, el Senado argentino dio marcha atrás a la iniciativa de despenalización del aborto. Hoy, se han presentado las primeras respuestas por parte de la sociedad.

Se trata de una apostasióa colectiva convocada por la Coalición Argentina por un Estado Laico (CAEL). Miles de personas que se están organizando para renunciar a la Iglesia Católica por considerar que esta visión religiosa es la culpable de la política anti abortiva.

 

“La apostasía es un acto político. Para el derecho canónico significa la renuncia de la fe, pero para quien no está representado por la Iglesia es un acto de desafiliación tal como si a una edad temprana nos hubiesen anotado en un club o en un partido político con el que no coincidimos”, se lee en uno de los manifiestos de esta organización.

 

Miles de mujeres y hombres hacen fila para firmar una carta dirigida a la Diócesis y exigir ser retirados del registro al que fueron sumados en el bautizo.

“La religión es un chamuyo. Una forma de dominar y manipular. ¿Qué es la Fe? Me enoja la injerencia de la Iglesia católica en el aborto. Tienen abusos y no lo dicen. Son impunes, y están respaldados por el Estado”, dijo a un medio local una de las jóvenes inconformes.”er borrados del registro al que se les agregó al ser bautizados.