:)

Estados

Las veces que se ha cancelado la conmemoración de la Independencia

Guerras y accidentes han provocado las contadas ocasiones

Publicado

on

grito de independenciagrito de independencia
Foto: Especial

La tradicional representación del grito de Independencia, así como el desfile militar del 16 de septiembre, no sucederán como cada año, debido a la pandemia de Covid-19. Te compartimos otras ocasiones en que circunstancias extraordinarias han provocado que dichos eventos conmemorativos se hayan cancelado.

Fue en febrero que Hugo López-Gatell sugirió que debíamos prepararnos para una epidemia larga, hablando del brote de coronavirus. A casi 8 meses de que comenzara la emergencia sanitaria, el pronóstico se ha hecho valer, y nuestro ritmo de vida continúa alterado por todas las cosas que hemos tenido que dejar de hacer, o deberemos hacer de otra manera, para prevenir más contagios.

Es por tal razón que la celebración de 210 años de la Independencia de México no será tan grande como las de ocasiones anteriores. El Gobierno Federal informó este fin de semana que el “grito” del 15 de Septiembre y el desfile militar de la mañana del 16 de septiembre no se realizarán de manera ordinaria en esta ocasión.

Para “evitar tentaciones” de gente que visite el Zócalo Capitalino, el presidente Andrés Manuel López Obrador realizará la representación del grito de Independencia en una grabación que posteriormente será enviada a redes sociales y televisión nacional.

Con respecto al desfile militar, donde año con año marchan tropas de las Fuerzas Armadas y se incluye un espectáculo de vehículos aéreos, se realizará una versi´on más reducida con únicamente algunos representantes de la milicia y, así como el grito, sin acceso al público en general.

De esta manera, 2020 se incluirá en la diminuta lista de las escasas ocasiones en que la conmemoración se ha cancelado o se ha realizado de una manera distinta por motivos de fuerza mayor. Te compartimos aquellas ocasiones:

Dos años después del inicio de la lucha de Independencia, el 16 de septiembre de 1812, el general Ignacio López Rayón, secretario del cura Hidalgo, celebró el aniversario del Grito de Dolores en Huichapan, Hidalgo.

En 1813, José María Morelos y Pavón planteó en sus “Sentimientos de la Nación” –texto base de la Constitución de 1814–, solemnizar el día 16 de septiembre “como el día aniversario en que se levantó la voz de la Independencia»; el texto final declaró a la fecha “una fiesta nacional”.

Fue en el año 1825 cuando el general Guadalupe Victoria realizó la primera celebración de la consumación de la independencia mexicana, que se remonta al 27 de septiembre de 1821.

En sus primeras versiones, se trataba de una gran fiesta cívica y popular y se comenzó a hacer año con año hasta que en 1847 la llegada del Ejército estadounidense al territorio mexicano provocó por primera vez la cancelación del evento.

Fueron las intenciones expansionistas de nuestro vecino del norte las que provocaron que el gobierno de Antonio López de Santa Anna enfocara toda su atención en resolver en conflicto que derivó en la pérdida de los estados de Alta California, Nuevo México y Tejas (ahora conocido como Texas).

Fue durante el régimen de Porfirio Díaz que la Campana de Dolores fue trasladada al Palacio Nacional para recrear el grito de independencia con la misma campana que hizo sonar el campanero Jo´se Galván a petición del cura Miguel Hidalgo y Costilla en 1810.

Durante ese mismo evento, el general ordenó al ejército realizar una marcha militar que impresionó a la población.

Desde aquel momento, Porfirio Díaz determinó que cada año se realizaría una recreación del grito de Independencia y también planeaba ofrecer un desfile militar al día siguiente, pero sus planes fueron truncados poco tiempo después:

  • En 1911 se realizó un desfile militar en el Hipódromo Condesa durante la conmemoración, donde también hubo carreras de caballos, en un evento presidido por León de la Barra, ya que Díaz ya había sido exiliado del país.
  • En 1912, Francisco I. Madero, como primer presidente revolucionario, realizó el grito por primera vez la noche del 15 de septiembre.
  • En 1913, el acceso al Zócalo fue muy controlado en la conmemoración a cargo de Victoriano Huerta, quien, temeroso de la situación en plena Revolución Mexicana, decidió hacer el evento a puerta cerrada.
  • En 1914 y 1916 la presencia de guerrilleros impidió llevar a cabo la celebración.

La última celebración atípica de la conmemoración de la independencia en un buen tiempo fue la de Venustiano Carranza, quien la llevó a cabo desde Coahuila.

En 1935 Lázaro Cárdenas determinó instaurar formalmente el desfile militar el 16 de septiembre de manera anual. Su argumento fue que autoridades civiles como militares pasarían revista de las tropas y rindieran honores a los elementos distinguidos dentro del gremio.

Con el paso del tiempo se fueron añadiendo más elementos de la milicia; y así, en los años cincuenta, tras la Segunda Guerra Mundial, fueron incluidas las aeronaves en el espectáculo.

Durante varias décadas, la celebración del grito y el desfile se llevaron de manera ordenada, exceptuando que en 1968, poco antes de la Matanza de Tlatelolco, Heberto Castillo, líder de la izquierda, arengó a los jóvenes en Ciudad Universitaria en un evento alterno al tiempo que Gustavo Díaz Ordaz realizaba el grito oficial.

  • En 1995, durante el desfile militar, cinco naves aéreas colisionaron y murieron varios pilotos; esta situación hizo que se suspendieran durante 12 años la participación de naves durante los desfiles. 

EC

Publicidad
Publicidad