Ingrese sus palabras clave de búsqueda y presione Enter.

Kim Jong-un pide a papa Francisco que visite Norcorea

El presidente surcoreano Moon Jae-in pasará su mensaje de "obrar a favor de la paz" al Vaticano …

Kim Jong-un y el papa Francisco
Kim Jong-un y el papa Francisco

SEÚL, Corea del Sur.- El líder norcoreano, Kim Jong-un, invitó al papa Francisco a visitar Corea del Norte señalando que tendrá una “cálida bienvenida”, indicó el martes la presidencia surcoreana tras precisar que enviará el mensaje de Pyongyang al Vaticano.

El presidente surcoreano, Moon Jae-in, tendrá una audiencia con el Papa durante su visita al Vaticano del 17 al 18 de octubre.

Durante el encuentro con el papa Francisco, (Moon) transmitirá el mensaje del presidente Kim Jong Un de que le dará una cálida bienvenida si visita Pyongyang”, dijo el portavoz de Moon, Kim Eui-kyeom, a periodistas.

Moon comenzará una gira de nueve días a Europa entre el 13 y el 21 de octubre que incluye etapas en Francia, Italia y Dinamarca así como el Vaticano.

Moon impulsa el acercamiento con Kim, tras haber sostenido tres reuniones en el último año.

En la última cumbre, que se llevó a cabo en Pyongyang el mes pasado, Moon estuvo acompañado por el arzobispo surcoreano Hyginus Kim Hee-joong.

Durante esa reunión a la que asistió el arzobispo, Kim le pidió que comunicara al Vaticano sobre su intención de obrar a favor de la paz, según el portavoz de Moon.

El líder norcoreano dio varios pasos hacia la reconciliación desde el año pasado, que incluyó una histórica cumbre con el presidente estadounidense Donald Trump en junio.

La libertad religiosa está inscrita en la Constitución norcoreana. Pero toda actividad religiosa está estrechamente vigilada y totalmente prohibida por fuera de las estructuras oficiales.

A principios del siglo XX, antes de la división de la península, Pyongyang era un importante centro religioso con numerosas iglesias y una comunidad cristiana que recibió el apodo de “Jerusalén de Asia”.

Pero el fundador del régimen y abuelo del actual líder, Kim Il Sung, consideraba la religión cristiana como una amenaza contra su reino autoritario y la erradicó con ejecuciones y trabajos forzados en los campos.

Desde entonces, el régimen norcoreano autorizó a las organizaciones católicas a desarrollar proyectos de ayuda en su territorio, pero no tiene relaciones directas con el Vaticano.

En su visita a Corea del Sur en 2014, el papa Francisco dio una misa especial en Seúl dedicada a la reunificación coreana.

 

ES DE INTERÉS |

Pompeo tendrá cuarto encuentro con Kim Jong-un