:)

Negocios

Casino de Plaza Oasis, de Moisés Farca, pone en riesgo a ciudadanos ante la pandemia

El establecimiento se encuentra operando en pleno incumplimiento de las reglas sanitarias

Publicado

on

Foto: Especial

Pese a las nuevas medidas anunciadas por el Gobierno de la Ciudad de México debido a una alza de contagios por la pandemia de coronavirus, el casino de Oasis Coyoacán -plaza construida por MF Ingenieros, propiedad de Moisés Farca– se encuentra operando en pleno incumplimiento de las reglas sanitarias.

Con estrategias jurídicas y amparos, el Casino Play City -que es considerado una actividad no esencial- operó este fin de semana en un horario de 11:00 a 19:00 horas al ofrecer servicio como restaurante, sin embargo, una vez dentro la gente podía seguir en el sitio sin ninguna medida, por lo que se infringieron las normas de las autoridades locales, que buscan ponderar la salud de los capitalinos ante el riesgo de contagio.

Sin embargo, esta no es la primera vez que el casino viola las reglas para operar pues en su momento el alcalde Mauricio Toledo dio autorización para que el casino pudiera operar pese a la oposición de la Secretaría de Desarrollo Urbano y Vivienda (Seduvi).

Cabe recordar que luego de abrir al público el pasado 9 de agosto de 2019, el casino fue clausurado una semana después por el Gobierno de la CDMX tras detectar la expansión del terreno del centro comercial propiedad de MF Ingeniería, además de violar la Ley Federal de Juegos y Casinos al ubicarse cerca de centros educativos.

Pese a estas irregularidades, el casino fue reabierto el 30 de septiembre de 2019.
Desde su construcción, la plaza Oasis Moisés Farca ha acumulado varias denuncias ciudadanas por parte de quienes habitan el fraccionamiento Romero de Terreros por su ampliación, operación irregular sin medidas de mitigación como la construcción de un paso inferior vehicular y los problemas de congestionamiento vial en la zona.

MF Ingenieros, en la mira por irregularidades

Desde hace tiempo Moisés Farca, apoderado legal de Banca Mifel, ha cargado con las irregularidades destapadas en la demolición del edificio en Presa Anzaldo, pero no es el único caso en su negro historial de abusos de las desarrolladoras.

Al listado se suma también el caso de Corporativo Jaime Nunó, uno de los ocho mega-proyectos cancelados por el Gobierno de la CDMX luego de que se detectaron irregularidades en la fusión de tres predios en la esquina de avenida Insurgentes y Jaime Nunó, en la colonia Guadalupe Inn
Cabe apuntar que el desarrollo de Plaza Anzaldo y el de Jaime Nunó fueron autorizados por el entonces alcalde, Leonel Luna, por lo que éste último edificio también debería de ser cancelado y demolido, según los criterios.

Asimismo, en la lista se encuentra la de septiembre de 2018, cuando Grupo MF obtuvo una autorización condicionada en materia de impacto ambiental (SEDEMA/DGRA/DEIA/012120) para el Fideicomiso 1745/2013 que, pese a ello, no le impidió obtener otras autorizaciones, concesiones, licencias y permisos para la construcción, instalación operación y mantenimiento del proyecto.
Pese a todo el historial, Moisés Farca está a punto de hacerse de uno de los 17 megaproyectos inmobiliarios para Paseo de la Reforma, el de Impera Reforma, una torre corporativa de 47 pisos cuya obra fue suspendida en 2019.

Noticias en la Mira |