Ingrese sus palabras clave de búsqueda y presione Enter.

Fabricante de Marlboro va por mercado de cigarrillos electrónicos

Esta inversión, la más importante de la historia de Altria, fija el valor de Juul en 38 mil millones de dólares…

Marlboro
Foto especial

La compañía estadounidense Altria, productora de marcas como Marlboro o Chesterfield, comprará el 35 por ciento del fabricante de cigarrillos electrónicos Juul por 12 mil 800 millones de dólares, indicó la empresa en un comunicado.

Esta inversión, la más importante de la historia de Altria, fija el valor de Juul en 38 mil millones de dólares, más del doble del valor actual (16 mil millones) de esta startup.

Juul, que no cotiza en bolsa, se mantendrá independiente.

“Estamos adoptando acciones para prepararnos para un futuro donde los fumadores adultos prefieren con diferencia los productos no combustibles a los cigarros”, dijo el CEO de Altria, Howard Willard.

“La inversión de Altria es una señal clara de que la tecnología de Juul nos ha dado una oportunidad verdaderamente histórica de mejorar la vida de mil millones de personas que fuman cigarros”, señaló por su parte Kevin Burns, CEO de la startup.

La empresa, creada hace solamente tres años en San Francisco, donde sigue teniendo su sede, ha experimentado un éxito impresionante con sus cigarros electrónicos con forma de llaves USB y sus recargas de nicotina aromatizadas.

En septiembre de 2018, Juul controlaba el 72,9% del mercado del cigarrillo electrónico en Estados Unidos, según los datos de Nielsen transmitidos a la AFP por la empresa.

Pero su éxito, especialmente entre los estudiantes de secundaria, ha llamado la atención de las autoridades sanitarias y les ha impulsado a poner en marcha una serie de medidas para persuadir a los jóvenes de comprar cigarrillos electrónicos.

El martes de esta semana la autoridad sanitaria estadounidense, Jerome Adams (US Surgeon General) pidió una acción “agresiva” contra los cigarrillos electrónicos por considerarlos nocivos.

Sólo el año pasado su uso se incrementó un 78 por ciento entre los estudiantes de escuela secundaria, y uno de cada cinco a día de hoy dice fumarlos o utilizar aparatos con batería para inhalar líquidos de nicotina.

Adams instó a los padres, médicos y educadores a que adopten una serie de medidas como prohibir la inhalación de vapor en lugares cerrados o informar a los jóvenes del peligro de estos cigarrillos.

ES DE INTERÉS|

Fabricante de Marlboro entra al mercado de la marihuana