:)

Negocios

UIF bloquea 79 cuentas de red criminal dedicada a clonar tarjetas

La banda de rumano-mexicanos operaba en la Rivera Maya

Publicado

on

Clonación Tarjetas
Foto: Especial

La Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) bloqueó las cuentas del rumano Florian Tudor, El Tiburón, que lideraba un banda dedicada a la clonación de tarjetas bancarias de turistas en la Rivera Maya ‘moviendo’ más de 240 millones de dólares a nivel global, en lo que se conoce como Operación Caribe.

En coordinación con el Buró Federal de Investigaciones (FBI, por sus siglas en inglés) también bloquearon las cuentas bancarias de otras 78 personas físicas y morales que están relacionadas con este grupo delictivo.

La UIF presentará la próxima semana una denuncia ante la Fiscalía General de la República (FGR) por el delito de lavado de dinero contra El Tiburón así como sus principales socios y operadores financieros vinculados con dicha red criminal.

El titular de la UIF, Santiago Nieto, informó a través de Twitter que las cuentas se bloquearon por acuerdo de todas las instancias de seguridad del gobierno federal.

“Por acuerdo del gabinete de seguridad nacional del gobierno del presidente López Obrador, bloqueamos a 79 personas físicas y morales de un grupo delictivo con personas de nacionalidad rumana y mexicana, que se dedicaban a clonar tarjetas de crédito y débito en los destinos turísticos”, expresó el funcionario.

Con la Operación Caribe se detectó que esta red logró ingresar al sistema financiero nacional e internacional y robaron más de 240 millones de dólares a turistas, teniendo su centro de operaciones en Cancún. Sin embargo, la red se ha expandido a otras zonas como Puerto Vallarta, los Cabos o la Riviera Nayarita.

“Dicha organización criminal opera mediante la alteración de cajeros automáticos instalados en hoteles turísticos a los que les instalan dispositivos que logran sustraer los datos de las tarjetas bancarias que son ingresadas, así como el número de identificación personal (NIP) de las mismas, para posteriormente realizar retiros a dichas cuentas, los cuales eran ingresados al sistema financiera mediante la operación de empresas fachada constituidas por los miembros de la organización”, indica la investigación de la UIF.

Entre los movimientos más relevantes que se detectaron en las cuentas bancarias de este grupo, destacan 377 millones 500 mil pesos en 277 operaciones inusuales y más de 125 millones 520 mil pesos en 520 reportes de operaciones relevantes.