:)

Opinión

Inevitable naufragio

Las cuentas no le salen ni al gobierno ni a nadie, escribe Lourdes Mendoza en la Sobremesa

Publicado

on

Foto: Óscar Castro | El Financiero

Las cuentas no le salen ni al gobierno ni a nadie. El abierto desprecio de la 4T por la política pública basada en evidencia y datos ya nos está cobrando la factura de un gobierno, cuando no corrupto, sí absolutamente incapaz.

En la homilía matutina podremos escuchar a diario “que vamos requetebién”, “que es culpa de los neoliberales o del BOA”, o bien, que simplemente el Presidente “tiene otros datos”.

Pero ¿qué creen?, yo también tengo otros datos.

Si bien, el Covid-19 trajo consigo una reestructura del gasto público, la crisis viene desde antes y tras ver el desempeño económico durante los primeros 16 meses de esta administración, podemos afirmar que su estrategia en materia de crecimiento y desarrollo ha sido por demás fallida.

Hasta hoy, Carlos Urzúa y Germán Martínez se han bajado del barco denunciando lo anterior con tremendas cartas de renuncia. Me dirán, ayer se fue también Jiménez Espriú, peeero él tendrá que rendir cuentas por lo que hizo con el NAIM y Santa Lucía de la mano de Rioboó, el mismo de la célebre frase “los aviones no chocan, se repelen” (al tiempo).

Números a botepronto

Crecimiento del PIB

En el primer año de AMLO (2019): -0.3%,

En el primer año de EPN (2013): 1.6%.

Unos dirán que “iba arrancando el gobierno”, pero de acuerdo con datos del INEGI, del primer trimestre de 2019 al primer trimestre de 2020, se han perdido –pónganse en posición de flor de loto y respire hondo y exhale– 402 mmdp del PIB Nacional, pasando de 18.5 bdp a 18.1 bdp. Esta pérdida representa 1.3 veces el presupuesto en Educación, o 3.2 veces el presupuesto en Salud para todo el 2020 ¡quihúboles!

Austeridad Republicana como credo

Ahora, parece que nadie le dijo al gobierno de la 4T que gobernar es administrar y que si asfixias y desmantelas tus propias instituciones, es como darte un balazo en el pie.

Los recortes para 2020 suponen un total de 58,428 mdp, lo que equivale al presupuesto la SCT (54,300 mdp) o 2 veces el presupuesto del Conacyt.

Entre las secretarías más golpeadas vs 2019

Turismo -44.7%

Sedatu -43.7%

Trabajo -35.6%

Economía -33.3 %

Agricultura -29.8%

Para 2020, el Covid-19 implicará una pérdida proyectada de 4,100 mdd para el sector turístico, pero eso sí ya tenemos banderazo del Tren Maya (al cual le entraron las constructoras porque es con dinero del erario, NO suyo. Léase, NO creen en el proyecto) y un Aeropuerto en Santa Lucía (sería bueno que nos contaran si ya estará adaptado para la nueva normalidad post-Covid).

Para acabar pronto, el gobierno gasta menos y resuelve menos.

En salarios y empleo, los datos están para llorar.

La población con sueldos superiores a más de 5 salarios mínimos se redujo de 3.2% en 2018, a 1.8% en lo que va de la nueva administración.

El Banco de México, con datos del INEGI y del IMSS, acaba de reportar la pérdida de 12.1 millones de empleos, de los cuales, 3.7 son formales y 8.4 pertenecen al sector informal.

Así que si necesita empleo, más vale que vaya a ver a la familia Ackerman-Sandoval, igual ahí le “echan la mano” y si le piden título profesional, pregúntele al “Doctor Doctor”.

Y si seguimos con la píldora que nos quieren dar

De acuerdo con el Coneval (relativo al programa IMSS–Bienestar), el surtimiento de recetas médicas en 2018 fue del 85%, frente al 81.8% del 2019. En medicinas para la diabetes, hipertensión, cáncer, VIH y fallo renal se registran cerca de 2,200 reportes de desabasto.

Y sigue la cuenta.

El Fondo de Estabilización de los Ingresos Presupuestarios y Deuda Pública registraba un total de 279,770 mdp y al cierre de 2019 se redujo a 158,543 mdp, una disminución del 43% en un año, “para cubrir faltantes en el gasto”. Y este año con la pandemia y crisis económica encima, se utilizarán 80 mmdp más con la intención de compensar gastos faltantes del presupuesto.

Nos llueve sobre mojado

El FMI estima que la Deuda Pública bruta durante la administración de AMLO representará el 65.9% del PIB. EPN la dejó en un 53.6% del PIB y ya era un escándalo.

Es cuestión de tiempo

Para que el barco de la 4T se adentre cada vez más en aguas profundas y termine naufragando. Se pretendió presentar al país como un gran buque listo para una larga travesía de transformaciones, y México comprueba una vez y otra vez que el buque era de cabotaje, que la tripulación no había navegado y que las cartas de navegación eran papeles en blanco, sin siquiera identificar el timón.

LEE LA COLUMNA COMPLETA AQUÍ

Publicidad
Publicidad