Ingrese sus palabras clave de búsqueda y presione Enter.

Otorgan suspensión a exdirector de operaciones de CFE contra reaprehensión

Néstor Félix Moreno Díaz es acusado de enriquecimiento ilícito por más de 36 millones de pesos…

Un juez concedió una suspensión provisional que evita que la Fiscalía General de la República (FGR) ejecute la orden de reaprehensión contra el exdirector de operaciones de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), Néstor Félix Moreno Díaz, a quien se le acusa de enriquecimiento ilícito por más de 36 millones de pesos.

El exfuncionario fue condenado a ocho años de prisión presuntamente por haber favorecido contratos con empresas estadounidenses a cambio de dádivas durante su encargo en la CFE, en lo sexenios de los panistas Vicente Fox y Felipe Calderón.

Ahora, Moreno Díaz solicitó la protección de la justicia, para no ser encarcelado y no cumplir la condena de cárcel y pagar la multa de 31 mil 215 pesos que se le impuso.

Jesús Alberto Chávez Hernández, juez Décimo Tercero de Distrito de Amparo en Materia Penal, admitió a trámite la demanda de garantías y otorgó la medida cautelar que evita que el exservidor público sea reaprehendido e internado en prisión, mientras se determina si se le concede una suspensión definitiva.

A cambio de la suspensión provisional, Moreno deberá garantizar en un plazo de tres días una garantía de seis mil pesos.

En marzo pasado el Tercer Tribunal Colegiado en Materia Penal del Primer Circuito negó un amparo contra la sentencia del juzgado 12 del Distrito de Procesos Penales Federales en la Ciudad de México.

La entonces Procuraduría General de la República acreditó que Moreno Díaz aumentó ilícitamente su patrimonio de forma desproporcionada por un total de 36 millones 13 mil 379 pesos con bienes de origen distinto a los ingresos que recibió como funcionario público.

El juez consideró que existían pruebas que demuestran que Moreno Díaz realizó depósitos en diversas cuentas de origen no identificado, por 7 millones 694 mil 441 pesos, adquirió terrenos, autos de lujos, un yate de 22 millones y un Ferrari Spider de tres millones 258 mil 279 pesos, entre otros gastos irregulares.

(Con información de Milenio). DA