:)

Sociales

Hombre que posó en féretro de Maradona ofrece disculpas

Claudio y su hijo han sido amenazados por hinchas

Publicado

on

Foto maradona

“Pido perdón a todos”, dijo Claudio Fernández una de las personas que aparecen en las fotografías que causaron indignación y muestran a los empleados de una funeraria juntos al ataúd abierto de Diego Armando Maradona.

La funeraria Pinier Sepelios, del barrio porteño de La Paternal, encargada del servicio deslindó responsabilidades al afirmar que había tercerizado el servicio.

“Ellos no son empleados nuestros. Nosotros somos tres hermanos. A ellos los contratamos para llevar la capilla, son una empresa de ambulancias o unidades de traslado. Nosotros tercerizamos a veces ese servicio”, sostuvo a la prensa Matías Picón uno de los empresarios de Pinier Sepelios que se disculpó con la familia por lo sucedido.

Las imágenes se viralizaron en redes sociales y el propio abogado de Maradona, Matías Morla prometió querellar a los culpables.

A través de redes sociales, también diversos miembros de barras en el futbol argentino amenazaron de muerte a los empleados, quienes ahora temen por su vida.

En una de las imágenes se ve a un hombre con un chico, quien levanta un pulgar mientras está al lado de Maradona. Son Claudio y su hijo. El padre trabaja en la funeraria Pinier, de la que ya ha sido despedido.

LEE TAMBIÉN: Indigna filtración de foto de Maradona en féretro

“Estábamos acomodando antes de llevarlo, y mi hijo, como todo pibe, levantó el pulgar y sacaron la foto”, explicó a Radio 10 Claudio Fernández. “Sé que mucha gente se ha ofendido, lo han tomado mal, sé que molestó”.

Su hijo, quien tiene 18 años de edad, también ha sido fustigado por la imagen.

De hecho, afirmó que jamás pensaron que la imagen se viralizaría de esa forma. Incluso, que su actitud demuestra que él no pretendía posar para una fotografía junto al cuerpo del “Pelusa”.

Por su parte uno de los dueños de la funeraria explicó que junto a sus dos hermanos fueron los encargados de preparar el cuerpo antes de ser llevado a la Casa Rosada a donde se realizó el velatorio.

“Salimos de la sala velatoria para hablar con la policía para coordinar el traslado del cuerpo a Casa Rosada, fue cuando estas personas se sacaron las fotos. Fueron dos minutos donde estuvieron solos”, explicó al afirmar que siente “vergüenza” por lo sucedido.

En las redes sociales llovían los insultos y amenazas de todo tipo contra los empleados.

Claudio tenía siete años trabajando en la empresa Pinier, que de inmediato lo despidió cuando se hizo pública la imagen y aseguró que es injusto, porque jamás hizo algo con la intención de lastimar o burlarse de Maradona.